Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

2009. Un aficionado compra una Nintendo DS en la cadena de tiendas americana Wal-Markt. Se desplaza a su domicilio para probar su nueva adquisición, la desempaqueta para echar las primeras partidas a… ¡un montón de piedras!

 

2012. Una madre compra una Nintendo 3DS en la cadena de tiendas americana Wal-Markt para regalar a su hijo en el día de Navidad. El chico desempaqueta a toda prisa su regalo para echar las primeras partidas a… ¡un montón de piedras!

 

Dos historias verídicas, sucedidas en un comercio de la misma franquicia… Nos preguntamos que terrible maldición pesará sobre Wal-Markt para que cada ciertos años una portátil de Nintendo se transmute en un montón de piedras…

 

3DS XL Pink White 04-09 02

 

¡Ey, espera! ¡Puede que no tenga que ver con magia!

 

Fuente

 

 

2 Respuestas

  1. alias79
    alias79

    Pues fácil: deben venir de tal forma que no se moverán (envueltas en cinta adhesiva, por ejemplo), y pesar lo mismo que la consola.

    Será algún trabajador que las abre sin que se de cuenta nadie y da el cambiazo a toda prisa. O puede que pase en origen (fábrica), durante el transporte, etc…. esto puede haber sido pura coincidencia, hay que pensar que Wal-Mart es muy grande, deben vender muchas consolas. Lo he mirado bien; esta vez ha pasado en Alabama, pero el primer caso la fuente no decía de donde era el Wal-Mart.

    Eso es peor que abrir la caja y encontrarte que tiene píxeles muertos, jejeje

Hacer Comentario

Abrir la barra de herramientas