Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Durante el domingo 27 de julio, día final de la Gamepolis – cuya crónica podéis ojear pinchando aquí – pudimos asistir a la grabación en directo del programa especial de Fallo de Sistema que tuvo lugar en el seno del evento malagueño.

 

Sin embargo ahora no estamos aquí para hablaros de este genial rincón dominguero de Radio 3, sino para que sepáis un poco más sobre uno de sus más pintorescos colaboradores, Elías Fraguas (@paroxia).

 

1408-17 Gamepolis 2014 Elías Fraguas Fallo de Sistema 2

Los envidiosos dirán que es Photoshop.

 

Tras cerrar la emisión, asaltamos a este músico y personaje de la radio para que nos contase un poco sobre su visión de este mundillo en el que nos movemos, y es que Elías aparte de darle a los instrumentos también le da a los mandos. Aunque esto último quedó bien tras ver el paseo en el que nos llevó a través de la historia de los videojuegos con el videoclip con el que se cerró el Fallo de Sistema de ese domingo. ¿Qué no lo habéis visto?, bueno, será mejor que juzguéis vosotros mismos.

 

 

Amante confeso de FEZ, y arduo luchador en la cruzada contra Ubisoft por conseguir un South Park: The Stick of Truth, el colaborador se sentó con nosotros para tratar sobre temas como el cine, los videojuegos y, como no, Nintendo; en una conversación en la que la expresión “Sin pelos en la lengua” quedaba reflejada en cada momento. Algo que, sinceramente, nos encanta cuando entrevistamos a alguien.

 

Así que, sin más dilación, os dejamos con la entrevista a Elías Fraguas:

 

M4KK0: Lo primero, ¿con quién hablo?
Elías Fraguas: Soy Elías Fraguas, colaborador de Fallo de Sistema y loco por la música.

 

M4: Bueno, en Twitter eres Paroxia, antes te hemos visto también en el papel de Dr. Almeja… Ahora mismo, ¿cuál de los tres tengo aquí delante?
EF: Yo ahora mismo soy Elías Fraguas, ¡siempre soy Elías Fraguas! Hombre, a veces un poco más personaje, a veces un poquito menos…

 

M4: ¿Quizás algo estilo Jekyll y Mr. Hyde?
EF: Tampoco tan exagerado, es decir… Por ejemplo Santi [Santiago Bustamante, presentador de Fallo de Sistema] siempre lo dice mucho: ‘Paroxia, el personaje’. Intenta vender Paroxia como personaje porque le apeteció. Yo empecé a decir mi nick de Twitter en el programa porque me apeteció realmente, para tener el rollo del feedback y tal, no porque quisiese hacer un personaje de ello. Lo que pasa es que Santi empezó con el tema del personaje y hombre, hay juego, hay tontería, es hacer el tonto en la radio sobre todo. Pero también soy bastante así, vamos, que no me he inventado nada, ni me he inventado al personaje.

 

M4: Bueno… ¿qué pasó con South Park?
EF: Estoy muy cabreado. No no, no he podido jugarlo. Mis amigos me dicen: ‘Tío, piratealo’ Y les digo que no, es una cuestión que va más allá de querer jugarlo, es una cuestión de orgullo. O sea yo entiendo que pasen de nosotros, que no nos manden copia de prensa, que no nos inviten a las presentaciones y tal. Yo eso lo entiendo, pero cuando hemos demostrado amor (ríe), cuando hemos demostrado tanto amor por, por… No, la verdad es que a Ubisoft le hemos dado mucha cera también. Siempre que puedo les doy cera.

 

M4: Si es que todas las compañías tienen para darles un poco, y más hoy en día.
EF: Sí, a Ubisoft, a Nintendo… Se le puede repartir a quien quieras realmente.

 

M4: Ojito con Nintendo que ahora te voy a preguntar por ella. Pero bueno, realmente, expláyate cuanto quieras (Risas). Acabo de ver por aquí a Mario en tu videoclip…
EF: No no no, yo en Mario soy penoso. El Super Mario World a ver, es uno de estos enfrentamientos de ideas chungas porque al mismo tiempo me parece uno de los mejores juegos que se han hecho, mejor, para mí, que todo lo posterior por el cómo está acabado, pero es como ver… Yo que sé, Ciudadano Kane, una de las mejores películas de la historia, vale, ¡pero es un coñazo! De hecho yo la he visto como 3 ó 4 veces, las 2 últimas ya sabiendo, ya habiendo estudiado, habiendo leído sobre el tema, sabiendo todo, que es la única forma de disfrutar determinadas cosas a veces, y ya sí. Lo que pasa es que la película como tal, pues no es algo que le puedas poner a cualquier persona y decirle ‘Hostia, vas a flipar, ¡ya verás!’ Pues pienso que pasa lo mismo con Super Mario World.

 

M4: Ahora que hablas de cine, a mí me vendieron La Naranja Mecánica [de Stanley Kubrick] como la mejor película del mundo, de la historia. Luego la vi y fue algo decepcionante, que sí, que está bien, sobre todo para un momento; pero es una película que quizás necesite también ir preparado para verla.
EF: Yo tengo opiniones sobre Kubrick que no son muy populares. Me parece un genio absoluto, es otro de esos casos que me parecen genios absolutos. Tú ves imágenes sueltas en resúmenes y dices: ‘¡Es la hostia!’, ves imágenes de El Resplandor y dices también: ‘¡Es la hostia!, qué fotografía, qué dirección, qué estilo!’ ¿Qué pasa?, ‘El Resplandor’ no da miedo. ¿Qué pasa? ‘¿Teléfono Rojo? Volamos hacia Moscú’ bueno perdón ‘Dr. Strangelove’ no te hace reír. La película esta, la maravilla que hizo con Tom Cruise y Nicole Kidman [Eyes Wide Shut, obra ‘póstuma’ de Kubrick], con esa sí me reí, pero no tiene erotismo en ningún momento, no sientes que estás viendo algo erótico. Es un tío que… venía tan machacada la película, tan pensada que al final se pierde el feeling un poco.

 

M4: Esto es algo que podríamos aplicar también a los videojuegos. Te hablan de uno diciéndote que es una pasada, que es lo mejor; luego lo juegas y… no, no lo es en absoluto. ¿Te ha ocurrido con alguno?
EF: [De inmediato] GTA V, te lo juro. Y volvemos a lo mismo, ¿que es una sobrada?, sí, lo es. Pillas el avión y alucinas con todo lo que estás viendo, incluso en una PS3 eh, ya en PS4 estuve viendo el vídeo… y los pelos como escarpias. De repente te ves diciendo hostia el videojuego, hostia el GTA, hostia Rockstar. Ahora, lo estoy jugando, ¡y me aburro! Yo me aburro con el GTA, jugué bastante además porque siempre me ha pasado lo mismo, me liaba a hacer el tonto y al final no avanzaba mucho, lo normal [Risas] Claro, luego durante mucho tiempo he pensado que los sandbox no eran lo mío, que no me gustaban, hasta que llegó Sleeping Dogs y… ¡obsesionado con él! Fue algo obsesivo, me lo pasé en nada. Que sí, gráficamente no es nada al lado de un GTA V, técnicamente, lo mismo. Pero tío; los enfrentamientos son divertidos, vas a tortas, tienes combos, lo juegas como un arcade. En cambio GTA V… yo que sé, te aburre, la ciudad es muy grande pero no tienes nada que hacer realmente.

 

M4: En ese juego llega un punto en el que te dedicas sólo a dar vueltas y hacer el cafre destruyendo todo lo que pillas. [Risas]
EF: Sí, claro. Por eso en el programa dije que en él lo que tiene sentido de cara el futuro es el modo online, hacer el ‘pandiloco’. Al igual que los de Saint’s Row lo entendieron perfectamente, el Just Cause 2 que es desde el principio ‘pandilocura’; desde el principio lo puedes hacer todo; Crackdown… Yo creo que hay gente que sí lo ha entendido, y GTA, claro, tienen que equilibrarlo porque estamos hablando del juego más caro del mundo, con un gran prestigio.

 

M4: Dejando un poco de lado el asunto GTA y centrándonos en Nintendo. Estoy recordando un especial que grabasteis y tengo que preguntártelo. Sobre el eje cronológico de Zelda… ¿cómo lo hicisteis?, ¿cuánto tiempo os tomó?, porque se necesita esfuerzo para ordenar o entender algo tan grande.
EF: 12 horas.

 

M4: ¿De reloj?
EF: Sí, 12 horas. Leyendo, luego escribiendo… Lo que es leer y escribir al mismo tiempo, porque me estaba volviendo loco, y grabar; aunque eso es poco tiempo porque se tarda 1 hora y media como muchísimo entre grabar y montar. Vamos, 12 horas de reloj, empecé por la mañana porque me dijo Santi: ‘Oye, ¿podrías hacer esto?’ y yo le contesté que no lo veía, me puse a leer, decidí intentarlo y casi me muero [Risas].

 

M4: Una cosa es prepararlo, otra es entenderlo. ¿Has logrado entenderlo?
EF: Eh, ya no me acuerdo. Esto es como los exámenes, los estudias y cuando sales del examen ya lo olvidas. Pero en su momento sí.

 

M4: Seguro que una vez suelto acabó siendo un alivio, ¿no? [Risas]
EF: Uy, además se lo mandé a Santi y le dije: ‘Toma esto, quédatelo, no quiero saber nada. No quiero saber nada de Zelda nunca más.’ No no, eso es mentira, sí que quiero saber. [Risas]

 

M4: Hace poco salió una imagen por ahí en la que se veía a Miyamoto en las oficinas de Nintendo y le informaban de que había un nuevo juego de Zelda que se tenía que colocar en el eje cronológico. Él lo solucionaba vendándose los ojos, poniéndose de espaldas y tirando un dardo al eje, donde cayera, ahí entraba el juego. [Risas]
EF: Yo además en la pieza lo decía. A ver, yo entiendo que el señor Aonuma le tenga que dar sentido a su vida y a su trabajo, y es que a todos nos gusta jugar con lo que está haciendo. Pero ahora, Zelda lo que es historia… Oye, me sorprendió, tenía más, muchísimo más de lo que pensaba a partir de cierto juego, a partir del Ocarina. Yo siempre había pensado que no tenía sentido porque en el propio juego tampoco es muy importante la historia, es algo muy típico de Nintendo.

 

M4: Aparte de con la historia, ellos siempre han puesto énfasis en que el protagonista tampoco es algo fundamental. Sobre todo a raíz del trailer del último E3 con el que toda la gente empezó a decir que no era Link quien salía.
EF: Sí sí, los nintenderos, hay cosas que no entienden de Nintendo. No entienden que Zelda nunca… Perdón, ay, ay, ¡Link! Nunca es el mismo, bueno y Zelda tampoco. No han entendido de qué va el rollo, no tienen que ponerlo de verde, no tienen que ponerle el gorrito, ¡no tienen por qué!

 

M4: Sin ir más lejos, hace poco estaban recogiendo firmas para pedir que Link fuese negro, que la verdad es que estaría curioso.
EF: [Entre risas] Yo encantado, de hecho incluso poder personalizarlo estaría bien.

 

M4: Yo creo que eso sería lo ideal. De hecho a raíz de esta última, salió Aonuma diciendo que lo importante no es que sea Link, que éste, cuyo propio nombre lo indica, es un enlace que conecta al jugador con el mundo que ellos han creado.
EF: Sí sí. Mira me acuerdo, ahora que todo el mundo reivindica el Wind Waker, que todos lo reivindican mogollón. Recuerdo cuando salió, ¿qué dijeron los nintenderos?, que era una mierda, que ellos querían al Link adulto porque esperaban al de Ocarina of Time, que no se qué no se cuanto. No lo pillan, hay mucha gente que, reconozcámoslo, son idiotas. Hay mucha gente que no se para a pensar ni 2 segundos en lo que tienen entre las manos y lo que les gusta de verdad. Yo me creo realmente que a los fans locos de Nintendo, que seguramente vosotros seréis también [risas], yo me creo que realmente les gusta, pero hay que darle una pensada a lo que te están poniendo delante.

 

M4: Eh eh, somos fans locos, pero si hay que darle se le da, porque hay cosas que no tienen pase.
EF: Yo les tengo mucho amor, de hecho si me preguntas por mis consolas favoritas, van a ser de Nintendo seguramente. Ahora, si me preguntas a los que hostiaría hasta la muerte, también va a ser Nintendo.

 
M4: Una especie de relación amor/odio, ¿no? Pues mira, aprovechando lo que acabas de decir, ¿cuál es tu consola favorita?
EF: Mira, yo… yo tengo una ‘quest’ con la gente, intentar que se den cuenta de lo que son las portátiles y sobre todo lo que son las portátiles Nintendo; y no se dan cuenta, no se dan cuenta de lo que son los Castlevania de la Advance y de la DS, ¡no se enteran! Y sí, en los blogs lo dicen: ‘Esto es la hostia’, pero a la hora de hacer listados de los mejores juegos no salen. En serio, ¿estáis locos?, ¿pero sabéis que los mejores juegos de Konami han salido en la DS?, de los últimos 10 años quiero decir, ¡que han salido en una portátil!

 
M4: Portrait of Ruin, Order of Ecclesia…
EF: Hombre el… Lunar, Lunar Knights creo, que lo hizo el de Metal Gear, Kojima, no sé si era él o uno de estos de Konami. Era un dungeon crawler, que además… ¡Ay!, lo tendría que mirar, es que sin Google soy una mierda. Lo importante es que era un juego de Game Boy Advance que tenía un receptor solar que tenías que jugarlo en el sol… Lo que pasa es que no estoy seguro de si se llamaba Lunar Knights [En ese momento nosotros tampoco recordábamos el nombre, pero gracias a cierto pajarito pudimos ver rápido que se trataba de Boktai], que luego tuvo otra entrega en Nintendo DS. Pero bueno lo que te quiero decir es que son geniales, que tienen mecánicas originales.

 
M4: Sí sí, son juegos con los que se introducen cosas bastante originales. Antes no habíamos visto nada de eso en una portátil, ¡un juego con sensor de luz!
EF: Es que era de locos. Nintendo mete un montón de historias, el sensor de movimiento de la Advance con el juego de Yoshi… Joe que ya empezaron con la cámara en la Game Boy, que era otra locura, y todas esas cosas que le metieron.

 
M4: Mira, ya en los tiempos de Nintendo 64 querían implementar internet en sus consolas, incluso edición de vídeo, pero no fue el filón del momento, sin embargo mira ahora como está la cosa con los vídeos e Internet.
EF: Sí sí sí, es verdad. Si es que ya te digo, yo tengo ese amor/odio con Nintendo, pero… mira, realmente lo que menos me gusta de ellos es el tema de la comunicación pública, cuando cambiaron el color del logo, por ejemplo.

 
M4: De rojo a gris, eso vino también acompañado del cambio de filosofía en la compañía, el cambio de presidente, de Yamauchi a Iwata…
EF: Cuando Wii, empezaron a meter el rollo este familiar súper irritante, incluso más allá de irritante. Que para vender Wiis, guay, pero para vender otros juegos… No, no lo veo.

 
M4: Una de las cosas que más se le ha criticado a la compañía es ese tradicionalismo que han seguido a rajatabla a la hora de desarrollar los juegos, algo que parece estar cambiando ahora.
EF: Ahora lo están haciendo muy bien.

 
M4: El último E3 por ejemplo, fue brutal. Quizás un poco tarde, porque Wii U lo ha estado pasando bastante mal hasta que ha llegado Mario Kart 8, que ha sido una especie de revulsivo.
EF: La consola lo ha pasado bastante mal. Yo creo que la han cagado, como otras veces antes, muchas veces antes. Lo que pasa es que son capaces de remontar, eso es algo que me encanta de ellos; como aquello que soltó el presidente de Nintendo, cómo era…

 
M4: ¿Iwata?
EF: Eso, Iwata. Él sale y manifiesta públicamente: ‘¿Qué sentido tiene que una empresa vaya mal y despida trabajadores?’ Es que viendo lo visto, ¡te explota la cabeza! Vale que son muy tradicionales, vale que los puedes tachar de homófobos [En referencia al malentendido de Tomodachi Life]. Que los podrás tachar de lo quieras, pero ole. ¿Qué hacen? no sólo dicen eso, sino que encima crean todavía más pequeños estudios, distribuyen más, buscan nuevas ideas dentro del estudio. Oye que estamos hablando de la gente que ha hecho el Rhythm Tengoku [Primera entrega de los Rhythm, exclusiva de GBA], uno de mis juegos favoritos. Que estamos hablando de la gente que sacó el Wario Ware, tienen esa vena experimental. Pero por otra parte, a la hora de comunicarlo creo que no ha sido la mejor del mundo y, sobre todo, que recuperarse de Wii y de lo que supuso ésta: un éxito a nivel de ventas, un fracaso a nivel de juegos desde mi punto de vista. Juegos muy buenos los de la propia Nintendo, como siempre, los 15 juegos no de Nintendo fundamentales, quizás ahí me he pasado, que cualquier consola los tiene, menos la Ouya. [Risas]

 
M4: Ouya es que es mejor no hablar de ella. No no, mejor dejémosla estar.
EF: Bueno tiene lo de Locomalito, que la verdad es que está muy bien.

 
M4: Maldita Castilla, ¿no? Lo he jugado un poco y tiene muy buena pinta.
EF: Pero vaya, que la consola [Ouya] como tal no… Bueno, que para recuperarse de la resaca de Wii tienen la estrategia cojonuda de sacar una consola ‘de verdad’. A ver, una consola de verdad, tú me entiendes, ya poniéndonos un poco al día, dentro de la filosofía de lanzarla con tecnología antigua para que tenga beneficios desde el principio. Pero claro tío, anuncian Wii U y sacan el mando con la pantalla. Vi ese mando cuando lo presentaron y dijeron: ‘el mando de la pantalla, compatible con el mando de Wii, y hay un nuevo Wii U Pro, y hay un nuevo WiiUnosequé.’ De repente ves la pantalla, y te encuentras 10 mandos diferentes, porque podías enchufarle todo. Al ver eso dije: ‘No, no podéis hacer esto. Estáis confundiendo a la gente. Confundiendo a la peña.’

 
M4: Vamos a ir acabando ya con una pregunta muy rápida. Juego más odiado y juego más amado. Antes de que digas nada, ¡no puedes decir FEZ!
EF: Vaya hombre. Bueno, ¿de Nintendo o en general?

 
M4: Te diría en general, pero ya que lo propones mójate. De Nintendo.
EF: A ver, más odiado de Nintendo… Déjame pensar, que tampoco quiero ser muy polémico.

 
M4: No no, ¡no te cortes!
EF: Ya, ya. Ya lo sé [Entre risas]. A ver que piense si hay alguno que odie a muerte… Es que decir Wii Music es algo demasiado fácil y la verdad es que no lo odio porque me reí mucho con él, pasé una noche divertidísima riéndome de lo increíblemente malo que es. Lo del juego más odiado es algo complicado, eh.

 
M4: Oye eso puede ser buena señal, ¡o que no quieres pringarte!
EF: No te creas, no me suelo cortar con estas cosas. Puedes proponerme juegos que puedas sospechar… En Wii seguro que puede haber mandanga que odie.

 
M4: Es que hay tanto juego… No sé, los ‘Imagina ser…’ o cosas similares.
EF: Bueno, pero eso va por descontado. A mí me parece un… Mira sí, te lo voy a decir, todo este rollo ‘Imagina’ y demás variantes me parece que tendría que ser denunciable.

 
M4: Gasta cuidado porque no sé si sabrás que el viernes [25 de julio] tuvimos aquí a uno de los que trabajaron en esos juegos.
EF: Pues… le habría dicho unas cuantas cosas, eh. Es que el nivel de machismo que genera eso, el estereotipo de juego para niñas, la pésima calidad del producto. Yo entiendo que tienen que vender, pero joer si te gustan los videojuegos no quieras que sean eso. Que a ver, es algo que te puede gustar o te puede no gustar, a mí puede no gustarme el Call of Duty. Pero no quieras que los videojuegos sean un, sin entrar en el tema feminista, mojón que parece sacado de los años 70, totalmente troglodita. No puedo, es que lo odio a muerte, lo siento Ubisoft, de verdad. ¿Recordáis el South Park ese que os pedía? Ya sabéis… [Risas]

 
M4: Bueno, tras este repasito, ¿qué tal si me dices tu favorito?
EF: ¿El favorito? Eso es muy difícil, es terriblemente difícil. Puedo salir por el tópico del Silent Hill 2, que sería verdad porque me ha puesto los pelos como escarpias. Ah… Puedo centrarme en Nintendo y hablar específicamente de la Nintendo que se pone experimental, que me flipa, alucino con lo que son capaces de hacer. O sea, lo que son los 2 Rhythm Tengoku, porque el de Wii no he podido probarlo.

 
M4: Pues me parece que te has dejado el más difícil de los 3.
EF: No, no. Son bastante difíciles, los mixes y tal que traen hay gente que es que no puede con ellos. Es que los acabo, borro la partida y vuelvo a empezarlos. Me flipan, es que además los puedo jugar sin mirar.

 
M4: ¡Es que es el ritmo! Es un juego que con algo de sentido del ritmo no necesitas ni mirar.
EF: Incluso es más fácil a veces con los ojos cerrados. Me fascina ese rollo. Además es un productor de la hostia el que está detrás de esos juegos. No recuerdo el nombre, pero era un productor de jpop muy conocido, ¡ah sí!, el productor de Morning Musume [Tsunku] y otras bandas muy locas japonesas que lo han petado mucho. Y Nintendo cogió y se metió ahí de cabeza Mientras que Capcom lo poco creativo que tenía se fue a la mierda, se fue a Clover y a Platinum Games, quiero decir, cuando las compañías japonesas tienen a tratar mal a la gente; Nintendo trata de enmendar eso, aunque en algunos aspectos también los tratará mal, seguramente.

 
M4: Ahora que dices eso, ahí esta el caso Bayonetta 2, de Platinum. Sega no iba a meterse, llegó Nintendo y se metió de lleno para lanzarlo.
EF: Con dos cojones, y sabiendo que quizás es un juego que tampoco vaya a vender una barbaridad, no es algo como un Call of Duty. Han pagado amor.

 
M4: Igual que con Devil’s Third de Itagaki, que iba a ser para otras consolas y al final Nintendo se hizo con él.
EF: Eso si que me ha dolido eh, que no tengo la Wii U y me da mucha rabia.

 
M4: ¡Pues ya sabes lo que tienes que hacer!
EF: [Risas] ¡Ya lo sé, ya lo sé! Pero bueno, por ahora no puede ser.

 

Esperamos que cuando se compre la Wii U nos mande su NNID para inflarlo a caparazonazos o repartirnos amistosas toñas en Super Smash Bros., ¡cualquiera de las opciones nos vale!

 

Como bien hemos dicho al comienzo, Elías también le da a esto de la música. Por eso nos gustaría despedirnos con una frase del último EP de su grupo “Elías e Ignacio”: “Tú el ying y el yang, yo el gin y el tonic”. Esperamos que sigas siendo el gin de Fallo de Sistema durante mucho tiempo y que volvamos a encontrarnos, a ser posible cuando tengas la sobremesa de Nintendo, para ver qué tal te ha ido entre ese batiburrillo de mandos; pero sobre todo queremos agradecerte habernos cedido ese buen rato para hacer esta entrevista que ahora mismo estáis terminando de leer.

 

Hacer Comentario

Abrir la barra de herramientas