Crear cuenta
Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

¡Aaay! ¡El veranito! Ese periodo de tiempo en el que muchas personas comienzan unas más que merecidas vacaciones, con el consiguiente tiempo libre para gastar en lo que quieras… ¿Qué tal pasar algunas noches de verano disfrutando de un videojuego? El inconviente para esto es que tu compañía favorita se reserve ese lanzamiento que tanto esperas (coff… coff… Xenoblade Chronicles X…) para otras fechas…

 

Charlie Scibetta, que ejerce el cargo de Director Senior de Comunicaciones Corporativas en Nintendo, ha aclarado por qué la Gran N no tiene costumbre de lanzar videojuegos de peso durante el periodo estival:

 

“La mayor parte de nuestro negocio se hace durante la temporada navideña, probablemente cerca del 60% a lo largo de octubre, noviembre y diciembre. Cualquiera querría lanzar juegos cuando la gente tiene intenciones de comprar.”

 

Podéis aplicar esa misma explicación al tema de anuncios de nuevos videojuegos, pues si Nintendo se reserva sorpresas que podrían haber sido mostradas durante el E3, simplemente es por el mismo tema: la gente no está en disposición de gastarse el dinero en una nueva consola durante el verano. Y cuando decimos gente no nos referimos a ese colega tuyo que acaba de comprarse una PS4 por sentirse decepcionado por la pasada feria angelina, sino a las masas. Esperad y veréis, pues sólo hay que recordar que el anuncio de Majora’s Mask de 2014 pudo haberse realizado durante el E3 del año pasado, y sin embargo se retrasó a una Nintendo Direct de noviembre de 2014 (sin mencionar nada sobre el lanzamiento de New 3DS, como parte de la estrategia…), periodo en el que la gente está con la cartera en la mano, mirando el futuro de cada sistema para decidir si comprar una videoconsola u otra.

 

Fuente

Una Respuesta

Hacer Comentario

Abrir la barra de herramientas