[Análisis] Sadame: un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal

El pasado 25 de febrero llegó a la eshop Ishi Sengoku den Sadame, conocido en Occidente solamente como Sadame, un Action RPG con el que Rising Star ha decidido volver a apostar por los pequeños juegos japoneses. ¿Estará Sadame a la altura de los clásicos de Super Nintendo y Game Boy Advance a los que intenta recordar?

 

 

Historia – ¿Y si todos los generales de las guerras niponas fuesen demonios?

Han pasado cien años desde que la Guerra Onin estalló y sumió todo Japón en las tinieblas. Desde entonces los demonios campan a sus anchas por la tierra del Sol Naciente y los que fueron antiguos generales famosos y señores feudales de esta era, han sido corrompidos por el poder de los demonios. Tan solo cuatro héroes serán capaces de desafiar a estos seres de las tinieblas y derrotar al malvado Nobunaga, o al menos eso dice la leyenda.

 

1602-27 [Análisis] Sadame un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal 11

 

Entre estos héroes nos encontramos un samurai, un ninja, un monje y una pícara, cada uno con su propia historia dividida en cuatro actos, y estos a su vez en cuatro niveles. A pesar de que se agradece el esfuerzo de poner un trasfondo e historia distinta para cada uno, los niveles y el orden de las pantallas es el mismo para todos los personajes, quitando variedad al juego y haciendo que la historia sea una mera excusa para avanzar.

 

Aún así, los amantes de todo este periodo histórico japonés se encontrarán con muchos nombres de lugares, personajes, situaciones y monstruos tradicionales del folclore japonés que seguro que les son familiares.

 

Jugabilidad – Tan afilada como una katana, tan profunda como un haiku

Como ya se ha citado en el apartado anterior, en Sadame tenemos que recorrer los 16 escenarios que componen cada una de las cuatro historias, librando a Japón de la amenaza. Pero si 16 niveles te parecen pocos, no te preocupes, que están llenos de secretos, muros falsos y jefes secretos. Para ello contamos con una mecánica de combate que es bien sencilla: con B y X atacamos con nuestro arma principal y con A usamos el arma secundaria, además de una habilidad pasiva distinta en cada personaje. A partir de ahí podemos realizar un sencillo, pero demoledor, combo que se irá ampliando a medida que vayamos subiendo niveles. Puede parecer que es un sistema de combate bastante pero esto no va de hacer combos, va de equiparse bien, subir niveles y saber que magias usar.

 

 

Equiparse es una parte fundamental. A lo largo de nuestras aventuras encontraremos cientos de piezas de equipo generadas aleatoriamente, cada una con sus propias estadísticas y habilidades pasivas. Estas habilidades pasivas pueden ser, desde la posibilidad de usar un hechizo siempre que tengamos equipado este objeto, hasta diferentes resistencias y potenciadores elementales. Además, algunas de estas piezas de equipo cuentan con uno o varios huecos donde podremos poner una gema que le de propiedades adicionales.

 

Mencionando las magias hay dos tipos: las que vienen dadas por el equipo denominadas «hechizos» y las que conseguimos a medida que avanzamos por la historia, denominadas «karma». Las primeras las perdemos al cambiar nuestro equipo y las segundas las mantendremos para el resto de la aventura, aunque sólo podemos llevar equipadas un máximo de cuatro.

 

Por desgracia, o para hacer más importante la buena gestión del equipo, «solo» podremos almacenar un total de 500 piezas del mismo. Algo que puede parecer bastante, pero que al tratarse de un inventario compartido entre todos los personajes puede quedarse corto en algún momento si somos de guardar varias cosas por las habilidades que dan. También podremos comprar o vender estas piezas de equipamiento que nos sobren en los distintos vendedores que rescataremos a lo largo de las pantallas.

 

1602-27 [Análisis] Sadame un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal 06
Dentro de cada casilla hay un tablero igual que este. Decide bien en qué gastas tus puntos

La otra gran parte importante de la jugabilidad es subir de nivel y con ello las estadísticas y conseguir puntos para el tablero de esferas de Final Fantasy X el Go-Gyo . Esta herramienta se trata de un tablero con forma de panal, donde tendremos que ir invirtiendo puntos en mejoras permanentes para desbloquear la posibilidad de acceder a las casillas adyacentes. La gracia es que hay mil casillas y el nivel máximo al que podemos llegar es el 100 y por lo tanto solo podremos gastarnos 100 puntos en el Go-Gyo, haciendo que la decisión de dónde invertir en  los puntos sea crucial para el desarrollo del personaje.

 

Gráficos y sonido – Lo mejor de Super Nintendo, ahora en tu 3DS

Sadame cuenta con un precioso y detallado apartado gráfico y artístico que imita y supera a los clásicos del género de la era de los 16 bits. Los movimientos son fluidos y, a pesar de que en pantalla pueden aparecer una docena de enemigos gigantes atacando y tu realices magias que ocupan gran parte de la pantalla, no sufrirá ningún tipo de ralentizaciones. Destacar el maravilloso trabajo que se ha realizado con los colosales jefes finales, a pesar de que, al igual que los enemigos normales, a veces sea el mismo monstruo, pero con la apariencia un poco cambiada.

 

1602-27 [Análisis] Sadame un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal 07

 

El apartado sonoro también es un vivo reflejo de lo que eran las bandas sonoras en la consola de 16 bits de Nintendo, mezclándola con unos buenos efectos de sonidos e instrumentos típicos japoneses. Todo esto hace que el sabor sea agridulce.  Hace dos décadas estaríamos hablando de un trabajo soberbio, pero a día de hoy puede parecer  que se ha desaprovechado el potencial de 3DS.

 

Duración – Las mejores katanas duran años sin desgastarse

1602-27 [Análisis] Sadame un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal 09

 

Completar cada historia de Sadame puede llevar entre seis u ocho horas dependiendo del personaje. Eso sí, siempre que tengas suerte y te toque equipo medianamente bueno, porque si no tendrás que repetir pantallas en busca de esa nueva arma o armadura que te permita seguir avanzando. Además, el juego cuenta con cuatro dificultades distintas que se irán desbloqueando a medida que completamos la anterior.

 

Derrotar a Nobunaga no será fácil, debido a que en pantallas avanzadas los enemigos serán muy puñeteros y te rodearán fácilmente, pasando a darte lo que se ha conocido toda la vida como una paliza. Si no consigues sobrevivir a la paliza tocará empezar la pantalla de nuevo, porque no hay checkpoints. Admito que esto puede hacer que más de uno se desespere, yo el primero, pues morir varias veces en el mismo punto da bastante rabia, más aún cuando estás en el jefe del nivel y no consigues vencer por un par de ataques.

 

Conclusión – ¿Merece la pena Sadame?

Si te gustaron los Action RPG de Super Nintendo, te gustan los retos y rejugar a los juegos para probar todos sus personajes, características y destripar hasta el último de los secretos, los 14,99€ que cuesta Sadame en la eShop están más que justificados en tu caso.

 

1602-27 [Análisis] Sadame un action RPG digno sucesor de los clásicos de SNES ambientado en el Japón feudal 04

Los amantes de la vieja escuela van a disfrutar el doble con Sadame: por su innegable calidad y bases jugables muy solidad y por el viaje al pasado sin necesidad de Delorean. Si no viviste esa época te quedas sin viaje en coche pero con un muy buen título
Historia
60
Jugabilidad
80
Gráficos
70
Sonido
65
Duración
85
Nota de lectores0 Votos
0
Pros
La enorme cantidad de objetos de equipamiento al ser aleatorios
El apartado gráfico,cuidado y mimado
Con cuatro personajes y cuatro modos de dificultad Sadame brilla por su
Contras
Completamente en inglés
Tantas estadisticas pueden abrumar, sobretodo si no te sale buen equipo
No tiene efecto 3D
72