Overcooked 2

Análisis – Overcooked 2 (Nintendo Switch). Pe-switch-dilla en la cocina

¿Alguna vez has visto lo que se cuece en la cocina de un restaurante? ¿Has tenido curiosidad por saber todo lo que le ha pasado a tu plato antes de que llegue a la mesa? Pues quizá no estemos ante el juego que lo represente mejor, pero sin duda estamos ante el más divertido. Hablo de Overcooked 2, la segunda parte del laureado título de cocina Overcooked (que ya analizamos en su momento en NextN). A primera vista sigue la misma receta que el primero, pero añade ciertas características que prometen darle sabrosura a nuestra Nintendo Switch. Encended los fogones y lavaos bien las manos, ¡que hoy toca cocinar!

 

 

El ‘Pan Demonium’, la receta prohibida

Nuestro amable Rey Cebolla, en su intento de crear la receta perfecta descrita en el ‘Necro-ñami-cón’, termina dando vida al infame ‘Pan Demonium‘: una horda de insaciables rebanadas de pan de molde zombi. Para salvar al Reino de la Cebolla de su total destrucción, el rey llama a los mejores cocineros para intentar saciar el apetito de estos nuevos enemigos. Por esta razón nos toca entrar en la cocina, empezar a calentar el horno y poner las manos en la masa.

 

En el Modo Historia (muy dramático y serio, por supuesto) viajamos por todo el reino a bordo de nuestra simpática caravana, visitando cocinas de lo más curiosas en solitario o con amigos. Pues sí, podemos jugar a este modo con hasta tres camaradas más para que nos echen una mano con los fogones, ya sea usando los Joy-Con o con mandos adicionales. Si optamos por enfrentarnos al desafío en solitario tomamos el control de un par de chefs, y pulsando un botón se cambia entre uno y otro. No es lo más cómodo del mundo, pero adapta perfectamente para una persona el enfoque multijugador del juego.

El Reino de la Cebolla se divide en seis fases con seis niveles cada una, donde encontramos cocinas de todo tipo. ¿Has pensado cómo sería cocinar en un par de balsas que se van separando y juntando mientras bajan a través de los rápidos de un río? ¿Y cocinar en una escuela de magia con portales a tu disposición? Espero que no tengas vértigo, porque a lo mejor toca hacer ensaladas mientras viajas en globo aerostático. Aunque también hay restaurantes más tradicionales, sin contar el detalle de que por el medio pasa una carretera. El caso es que Overcooked 2 nos pone a guisar en lugares de lo más inesperados, y en cocinas muy, pero que muy locas.

 

Aunque no se me pasaría nunca por la cabeza trabajar en una cocina como las que nos presenta Overcooked 2, sí que me gustaría ir de vacaciones por esos lares. El estilo ‘cartoon 3D’ del juego resulta muy agradable a la vista, y los contados cambios gráficos que incorpora respecto a su primera parte lo dejan con un toque más suave y resultón; no cabe duda de que el equipo de Ghost Town Games ha conseguido crear una estética única con este par de videojuegos. Su banda sonora no se queda atrás, pues se sabe adaptar muy bien a cada situación y adereza a la perfección el ambiente amigable del título.

 

 

Rico, rico y con fundamento

Cocinar nunca fue tan fácil y a la vez tan dificil. Overcooked 2 nos introduce a las mecánicas clave de una forma muy suave, y cualquiera puede asimilarlas de inmediato. Lo mismo pasa con las diferentes recetas, ingredientes e instrumentos de cocina. Sin embargo, ser chef exige concentración y coordinación con nuestros compañeros. No estamos ante el ‘Dark Souls de la cocina’, ni mucho menos, pues Overcooked 2 plantea niveles asequibles pero desafiantes. Todo está muy bien medido para mantener al jugador atento y activo en todo momento sin llegar a frustrar. Además, cuantos más jugadores participen, más puntos se necesitarán para superar el nivel.

 

El hábitat natural de un chef es la cocina, por lo que hay que conocerla a la perfección. Cada fase gira en torno a una receta: pasta, pizza, hamburguesa, ensalada… ¡Para todos los gustos! Nuestro trabajo consiste en satisfacer las peticiones de la clientela, que aparecen en la esquina superior izquierda. En cuanto un plato está listo para hincarle el diente lo debemos colocar en la cinta que lleva a las mesas, por lo que no hará falta salir de la cocina. Si tardamos mucho en entregar el plato los clientes se enfadarán, pero si somos rápidos nos obsequiarán con propina. ¡Toma ya!

 

Cortar, picar, amasar, fregar los platos… Todo se realiza con el mismo botón, y resulta más cómodo de lo que parece. Además, esta segunda entrega añade la posibilidad de lanzar alimentos, ya sea para pasarselos a un compañero o para meterlos directamente en la cazuela. También hay que estar pendiente del fuego, porque nadie quiere un plato de carne chamuscada, ¿verdad? Para los posibles accidentes culinarios siempre tenemos a mano nuestro fiel extintor. ¡La seguridad ante todo!

 

Como ya habrás podido apreciar, todo es locura en este título. Pero seguro todavía no has visto a un cocodrilo trabajar pata a pata con un pulpo, una anciana y un panda. Y es que conforme avanzamos en la historia, desbloqueamos distintos chefs (cada uno más loco que el anterior), pudiendo elegir a nuestro favorito a la hora de enfrentarnos al temible ‘Pan Demonium’. ¡Y también si jugamos en línea! Porque sí, Overcooked 2 incorpora un modo online (que estuvo ausente en la anterior entrega), y además se puede combinar con el modo local. A su favor debo decir que no presenta problemas respecto a la conexión y fluidez de la partida, pero en contadas ocasiones resulta complicado encontrar gente en línea. Es algo raro, pues la creación del grupo suele ser casi instantánea, aunque otras veces no encuentra a nadie. A pesar de este detalle el tiempo de espera para encontrar a otros jugadores no suele ser demasiado largo, y se puede disfrutar de una buena sesión de cocina internacional sin problemas.

 

 

Overcooked 2 – La cocina más loca vuelve con más sabor

Nintendo Switch es la consola perfecta para disfrutar en compañía, y Overcooked 2 lo deja muy patente: basta con dejarle un Joy-Con a un colega para disfrutar de uno de los mejores juegos multijugador de la híbrida. Mejora todo lo bueno que hizo brillar a su primera entrega, y con la incorporación de ciertos detalles como el antes mencionado modo online, alcanza la ‘haute cuisine‘. Sin embargo, el juego se disfruta muchísimo más en compañía, siendo perfecto para esas tardes con los colegas o para un buen rato en familia. No significa que una sola persona no lo pueda disfrutar, pero sabe mejor con un buen acompañamiento. Sea como sea, Overcooked 2 no le va a dejar mal sabor de boca a nadie.

 

Este análisis ha sido realizado gracias a una copia digital de Overcooked 2 cedida por Team17.

Overcooked 2 mejora la receta de su primera entrega, y además añade el ansiado modo en línea. Toda una delicia para disfrutar en buena compañía.
Nota de lectores0 Votos
0
PROS
Perfecto para jugar con amigos
Cocina simple, platos deliciosos
Apartado gráfico graciosete y resultón
CONTRAS
Algo aburrido si no tienes a nadie con quién jugar
Puede resultar repetitivo a la larga
Las pantallas de carga siguen siendo un pelín largas
85
Más artículos
My Hero One's Justice 2
My Hero One’s Justice 2 pesca al héroe Gang Orca. ¡Modo arcade confirmado!