Ayuda a NextN comprando en Amazon

Así era la versión de SimCity para NES que no llegó a ver la luz

Back to the 90's!

SimCity es, sin duda, uno de los referentes más importante de la historia de los videojuegos. El simulador de gestión de ciudades fue creado por Will Wright con idea de ser lanzado únicamente para ordenadores domésticos pero rápidamente decidió que podría dar el salto a las consolas, concretamente a sistemas de Nintendo. En la edición invernal del desaparecido CES (Computer Electronic Show) de 1991, se presentaron dos versiones del juego: una para Super Nintendo y otra para NES. La primera saldría al mercado pocos meses más tarde entre los títulos de lanzamiento del «Cerebro de la Bestia» en EEUU y Europa, mientras que la segunda fue misteriosamente cancelada y no se ha vuelto a saber nada más de ella… hasta hace unos días.

 

 

Los cimientos de la historia

Frank Cifaldi, fundador de la Videogame History Foundation, ha compartido en el blog de la entidad un extenso reportaje en el que detalla la historia tras este proyecto infructuoso que vuelve a estar de actualidad porque han conseguido recuperar un par de prototipos jugables del cartucho para la 8 bits de Nintendo y han compartido su contenido en Internet para disfrute de usuarios nostálgicos. En el post, Cifaldi narra el proceso que llevó a Wright a crear SimCity y como, por caprichos del destino, entabló una relación empresarial con Nintendo que le llevó a contar con la ayuda de un joven pero ya reconocido Shigeru Miyamoto a la hora de trasladar el concepto de su juego al mundo de las consolas. Tal fue el éxito de la colaboración entre ambos creadores que algunas de las novedades que se incluyeron en las versiones para las máquinas de la Gran N, como los préstamos bancarios (que agilizaban el ritmo de juego), la posibilidad de construir zonas de esparcimiento (que influían en el bienestar general) o los objetivos (que aportaron una sensación de progresión que no tenía el original), se convirtieron en señas de identidad de la saga en posteriores secuelas. Lamentablemente, entre estas señas no está el carismático Dr. Wright, llamado así como homenaje obvio, que nos servía como consejero o nos advertía de desastres inminentes únicamente en las versiones para hardwares de los de Kioto.

 

Este es el Dr. Wright. Probablemente lo conozcáis por sus apariciones como trofeo en varios Super Smash Bros.

 

27 años no son nada

Los juegos rescatados son versiones sin pulir, idénticas entre sí y probablemente se traten de prototipos utilizados para pruebas internas, por lo que presentan numerosos bugs y contenido sin terminar. Aún así, según Cifaldi, son perfectamente jugables y contienen la mayoría de las características, funciones y mecánicas del SimCity de Super NES, título al que, según textos de la época, debería diferenciarse casi exclusivamente en facetas técnicas.

 

 

 

Incluso cuenta con una banda sonora exclusiva (salvo «Metropolis Theme», que también aparece en el juego de la 16 bits), compuesta por Soyo Oka. ¿Que nos os suena de nada? Pues quizá os soprenda que es la creadora de las músicas de Super Mario Kart o Pilotwings, entre otras. Podéis deleitaros con sus composiciones repletas de chiptune para el simulador de ciudades en el vídeo que compartimos a continuación:

 

 

Paseábamos por una tienda… ¡y pasó esto!

Como todo juego que no llega a las tiendas, las posiblidades de encontrarlo en el mercado son escasas. Pero las casualidades existen y el año pasado el poseedor de dos prototipos de SimCity para NES se pasó por una tienda de videojuegos de segunda mano de la ciudad de Seattle (donde está la sede de Nintendo of America) y le mostró su tesoro al dueño del establecimiento (Foto bajo estas líneas). Quizá en ese encuentro se convenció de que debía compartir su exclusiva posesión y decidió llevar los cartuchos a la mayor feria de coleccionismo de juegos vintage, la Portland Retro Gaming Expo, donde vendió uno de ellos y la Fundación pudo digitalizar, previo pago gracias a una donación, esta versión de 8 bits para su estudio y que ahora puede descargarse desde la web de Internet Archive.

 

 

Y es que, como dice Frank Cifaldi, «la recuperación y el estudio de objetos como estos sólo es posible a través de un esfuerzo colectivo. Desde el archivo del juego hasta la interpretación de su valor y todos sus entresijos, la historia de SimCity para NES, un juego que fácilmente podría haberse perdido para siempre, solo se podía contar gracias al trabajo conjunto de documentalistas, historiadores, coleccionistas y benefactores financieros trabajando juntos«. Sin duda, unas ideas llenas de razón y que, afortunadamente, en la Fundación han seguido al pie de la letra a la hora de tratar de recuperar esta valiosa pieza de la historia de los videojuegos. ¿Queréis ver en movimiento lo bien que se conserva? Pues echad un vistazo al vídeo con el que terminamos la noticia:

 

 

Fuente

Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
Más artículos
Hob The Definitive Edition
Hob: The Definitive Edition llegará a Nintendo Switch el 4 de abril