Ayuda a NextN comprando en Amazon
Godly Corp

Análisis – Godly Corp (Nintendo Switch). ¡Marchando una de pulpo!

Ph'nglui mglw'nafh Cthulhu R'lyeh wgah'nagl fhtagn

Godly Corp
Fecha de lanzamiento
5 abril, 2019
NÚMERO DE JUGADORES
1
IDIOMAS
Inglés
TAMAÑO
418,38 MB
Nuestra puntuación
44%

La simulación siempre ha sido un género importante dentro del mundo de los videojuegos. Contamos con infinidad de simuladores que buscan alcanzar el mayor grado de realismo posible representando una temática o actividad concreta. No obstante, tampoco podemos olvidarnos de aquellas propuestas, tan de moda en la actualidad, que renuncian a dicho realismo en pos de una visión mucho más desenfadada y en bastantes ocasiones alocada. Es el caso de títulos como Goat Simulator y el ejército de juegos del mismo corte que ya han llegado o están por venir, y también es el caso de Godly Corp, título creado por TR8 Torus Studios y que llega de la mano de la distribuidora polaca Ultimate Games. ¿Listos para un capítulo más dentro de la fiebre por los simuladores absurdos? Tentáculos en la oficina y mucho trabajo por delante, chorros de tinta fuera, ¡comenzamos análisis!

 

 

Cthulhu: entre la realidad y la ficción oficina

He de reconocer que cuando escuché las palabras Cthulhu y simulador en una misma frase el hype se disparó hasta límites insospechados. No obstante, conviene templar los ánimos para no dar lugar a mal entendidos. Nuestra peculiar aventura comienza, tras cerca de un minuto en espera con una desconcertante pantalla completamente negra, con una voz robotizada brindándonos, en perfecto inglés, una breve introducción de lo que nos espera. Godly Corp nos presenta a Cthulhu, una suerte de dios primigenio que debutó en el relato La Llamada de Cthulhu, de Howard Phillips Lovecraft. Eso sí, aquí en lugar de utilizar sus increíbles poderes para doblegar a diestro y siniestro, ha preferido gestionar el multiverso a través de una multinacional y su consiguiente red de oficinas (por qué será que no me extraña). Nosotros encarnamos a un empleado (véase ramificación uni-tentacular) que debe dedicarse a variadas y diversas tareas en la oficina con la ayuda de un tentáculo más torpe que un gusano con guantes.

 

Godly Corp

¿En qué se diferencia este título de otras propuestas de corte similar? Básicamente encontramos dos aspectos diferenciadores con respecto a otras alternativas del género de la simulación. Primero, aquí la partida transcurre en el escritorio de la oficina. Nada de un mundo abierto a nuestra disposición para hacer el cabra o la abeja a tutiplén. Segundo, su carácter multitarea. Las distintas misiones que nos son encomendadas siempre requieren que estemos realizando dos acciones a la vez, algo que, como explicamos unas líneas más abajo, influye en el propio apartado jugable de este título.

 

La vida del tentáculo es dura… y pegajosa…

Nuestra primera tarea es la de rotar un globo del mundo para alinear diversas localizaciones, de cara a ¿mejorar su temperatura?, mientras usamos nuestro recién adquirido tentáculo para apartar unas desagradables moscas gigantes rojas. De toda la vida, ¿verdad? Pues agarraos los nachos porque, con ciertas variaciones, así son los 15 niveles de que se compone este título.

 

Efectivamente, todos ellos suelen basarse en un procedimiento similar. Lo mismo estamos protegiendo la oficina que iluminando un planeta, y para ello, hacemos uso de diversas herramientas como sprays, pistolas láseres o maracas. Nuestros distintos objetivos aparecen expuestos en una pantalla situada en la pared, en la que, además, se nos explica (de una forma bastante confusa) el modus operandi de las distintas herramientas con que contamos. Es precisamente ese carácter multitarea, unido a lo impreciso de sus controles lo que vuelve aún más caótica esta estrambótica aventura. Soy consciente de que este tipo de juegos no tienen mayor pretensión que la de divertirnos. No obstante, mi sensación con Godly Corp es clara. La diversión queda eclipsada a los pocos minutos con un sistema de control bastante impreciso y unas misiones que, aunque absurdas, son tremendamente repetitivas.

 

¡El pulpo o la vida!

 

Derivado, probablemente, de su carácter impreciso y en ocasiones desconcertante, se nos permite escoger nivel de dificultad antes de comenzar cada misión. Algo que, personalmente, he tenido que hacer. Llegando a bajar dicho nivel para poder progresar. Gráficamente, podemos decir que nos encontramos con un título que se mueve bajo Unity y lo hace sin ningún tipo de florituras. Es más, visualmente es bastante justo, aunque, siendo sinceros, tampoco es algo primordial en un juego de estas características. Las físicas cumplen su cometido de forma aceptable, aunque es bastante habitual encontrarnos atravesando un objeto tras otro, como por arte de magia, para llegar al otro extremo del escritorio.

 

Por otro lado, se nos permite cambiar el color de nuestro apéndice tentacular y del propio fondo del escritorio de trabajo juego. Algo que aporta un toque de personalización que, eso sí, no va más allá de lo estético.

 

Godly Corp
¿Quién dijo que los dioses no pueden ser coquetos?

 

En relación a su BSO, contamos con una radio que, previa pulsación tentacular, activa, de forma aleatoria, diversas melodías complementarias a la principal. Se tratan de melodías de temática aleatoria. ¿Qué quiere decir esto? Pues que lo mismo estamos escuchando un tema electrónico, que una suerte de Bailar Pegados. Algo que en ocasiones resulta ciertamente desconcertante.

 

Prosiguiendo con su apartado sonoro, incidir en que el título nos llega en completo inglés, tanto voces como textos. Si me permitís una recomendación personal, dado que la voz robotizada que nos guía no se escucha demasiado bien y tampoco vengo a ser un lince escuchando en cualquier idioma que no sea el castellano, recomiendo encarecidamente activar los subtítulos en el menú de opciones, aunque estos lleguen en la lengua de Shakespeare. No arregla el problema, pero, siempre que tengas algunos conocimientos del idioma, se hace más llevadero.

 

 

Godly Corp – La llamada de Cthulhu Calamardo

Godly Corp es un ingenioso y, a priori, divertido título en el que hacemos uso de un tentáculo para realizar diversas y alocadas labores en la oficina. Por desgracia, su puesta en escena con unos controles imprecisos y su desproporcionada curva de dificultad lo hacen una propuesta cuya frustración acaba eclipsando su jugabilidad e incluso su carácter desenfadado y divertido. En definitiva, nos encontramos con un juego que, aunque pretende invocar a Cthulhu, acaba recibiendo al pobre de Calamardo Tentáculos.

 

Hemos analizado Godly Corp para Nintendo Switch gracias a un código de descarga proporcionado por Ultimate Games.

 

 

¡Marchando una de pulpo, quemado!
¿Es un pulpo? ¿Es una medusa? No, es Cthulhu. Godly Corp es un simulador de ¿oficina? cuyos controles lentos e imprecisos, su elevada dificultad, con una curva desproporcionada, y su carácter repetitivo logran eclipsar lo inicialmente ingenioso y divertido de su tentacular propuesta. Una oportunidad perdida, que a pesar de contar con cierto potencial, solamente es recomendable para los amantes más acérrimos del género.
PROS
Un simulador más para los amantes del género
Una propuesta ingeniosa y con potencial...
CONTRAS
... que acaba siendo tosca e imprecisa
Curva de dificultad desmedida
A pesar de su escasa duración, resulta repetitivo
44
Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed Instagram Feed
Más artículos
Saints Row: The Third Nintendo Switch
¡Actualización Saints Row: The Third – The Full Package en camino! Conoce todo lo que soluciona, ¡y lo que no!