Spiritfarer

Spiritfarer muestra brevemente su jugabilidad en un nuevo tráiler. ¡El viaje de las almas!

Spiritfarer es un juego de gestión de recursos en el que acompañamos a Stella, la capitana de un navío que se encarga de acompañar a las almas de los difuntos hasta el más allá. Así, a medida que construimos este barcos, exploramos un mundo en el que podemos cultivar, pescar y cocinar, entre muchas otras acciones, pero en el que también tenemos que aprender a decir adiós a todas aquellas almas que llegan al final de su travesía. Aunque hacía ya algún tiempo desde que tuvimos noticias de este título, ahora se ha hecho público un nuevo y breve vídeo en el que podemos ver algunas de estas principales características.

 

Spiritfarer nos muestra la travesía de Stella en un nuevo tráiler

 

Spiritfarer es un juego que nos llama desde un principio gracias a su cuidado apartado artístico, pero que nos atrae todavía más cuando vamos sabiendo más de él. Así, se ha compartido un nuevo vídeo en el que podemos ver a Stella en acción, haciéndose con toda clase de recursos y explorando el mundo que le rodea, para poder cumplir con su principal misión, la cual consiste en hacer que las alamas de los difuntos lleguen hasta el más allá. De esta manera, una vez hayamos creado un fuerte vínculo con estas almas, deberemos aprender a decir adiós, ya que nada en este mundo es eterno, excepto los recuerdos de aquellos que nos hicieron vivir tan buenos momentos. Sin embargo, debemos destacar que este título todavía no cuenta con una fecha definitiva de lanzamiento, ya que en este último tráiler sigue indicándose que saldrá a la venta en algún momento a lo largo de 2020, cuando esté listo para que los jugadores puedan embarcarse en esta gran aventura que les permitirá aprender a hacer frente a uno de los aspectos más duros de nuestras vidas. Y vosotros, ¿tenéis ganas de embarcaros con Stella en su navío?

Fuente

Más artículos
The Witcher 3 Switch
Según Saber Interactive, la espera para el parche de The Witcher 3 para Nintendo Switch «valdrá la pena»