Más de 1700 millones de euros y 16 millones de usuarios: así fue el 2020 para el sector del videojuego en España

La Asociación Española de Videojuegos (AEVI) ha hecho públicos recientemente los datos de facturación del videojuego en el ‘Anuario de la Industria del videojuego de 2020’, su memoria anual que recoge una radiografía completa del videojuego en España. En 2020, el sector facturó 1.747 millones de euros, un dato que revela un crecimiento del 18% con respecto año anterior, producto fundamentalmente del incremento del porcentaje de ventas en digital, como consecuencia de los meses de confinamiento domiciliario y el impacto directo del coronavirus.

 

El mercado online ha alcanzado la cifra histórica de 957 millones de euros (con un crecimiento del 32 %), de los que 516 millones tuvieron que ver con plataformas online y 441 millones con aplicaciones en móviles y tabletas. Además, el mercado físico también ha experimentado un ligero crecimiento del 4,8% frente al ejercicio de 2019, con una facturación de 790 millones de euros, de los que 324 millones correspondieron al software; 316 millones al hardware; y 150 millones a los accesorios. Concretamente, a lo largo de 2020 se vendieron 8,4 millones de videojuegos, 1 millón de videoconsolas y 4,4 millones de accesorios, situando a las consolas de sobremesa nuevamente como el dispositivo más utilizado por los 16 millones de gamers españoles (el 25% de los videojugadores optan por las videoconsolas, frente al 20% de smartphones, el 18% en PC, el 10% en tablets, el 7% con consolas portátiles, el 9% en iOS y plataformas y el restante 12% en otros dispositivos). Predomina el gusto por títulos de acción y aventura, así como por los esports.

 

Además, cabe destacar el importante crecimiento de las ventas de las plataformas online (un 40% más que en 2019) y el crecimiento del 22,8% en venta de aplicaciones, lo cual pone en relieve el peso cada vez más destacado del mercado digital asociado a los móviles y tabletas. No obstante, la industria también resalta el aumento de ventas de hardware (un 9,8 % más que el ejercicio anterior), debido a la consolidación de consolas como Nintendo Switch en el mercado y la llegada de las consolas de nueva generación: PS5 y Xbox X/S.