Ayuda a NextN comprando en Amazon

Análisis de The Sinking City – Nintendo Switch. Una aventura paranormal Lovecraftiana

Fecha de lanzamiento
12 septiembre, 2019
Número de jugadores
1
Idiomas
Español, inglés, francés, etc.
Tamaño de la Descarga
9328,13 MB
Nuestra puntuación
70

The Sinking City es un título Survival Horror basado en la obra de H.P Lovecraft. Frogwares trae a Nintendo Switch un juego que destaca por su apartado gráfico y que añade a la cada vez más creciente oferta de títulos de terror de la híbrida un juego de lo más ambicioso. Con esa presentación, más de uno puede imaginarse por donde van los tiros, ¿no? Criaturas extrañas, personajes con oscuros secretos, una ciudad llena de misterios… Este título tiene todo lo que el género necesita para dar a luz un juego de lo mas macabro… y, la verdad, es que los primero compases son como mínimo, desconcertantes. Os lo contamos todo a continuación:

 

 

Una ciudad inundada

La historia de este título nos traslada a Oakmont, una ciudad que ha llamado a Charles Reed, nuestro protagonista, mediante sus sueños y alucinaciones. El personaje que encarnamos es un detective privado, pero cuenta con poderes paranormales, lo que nos ayuda a resolver los abundantes y misteriosos enigmas que abundan en el ciudad. El desarollo de la historia está estructurado a lo largo de diferentes casos lineales que nos llevan al desenlace de la historia, ¿será capaz Charles Reed de descubrir la verdad de la ciudad y el origen de sus alucinaciones o sucumbirá a la locura en el intento? Ya sabéis que no nos gusta hacer spoilers sobre la trama, así que no podemos decir mucho más al respecto. Tendréis que jugar para descubrir el final del juego. Sin embargo, os adelantamos que hay numerosas subtramas en forma de casos secundarios que nos harán explorar la ciudad de cabo a rabo y descubrir interesantes aspectos sobre los ciudadanos y la forma de vida de Oakmont.

 

 

La jugabilidad se basa en la exploración del mapa y en interactuar con los diversos personajes que nos encontramos en nuestra aventura. En The Sinking City vemos que nuestras decisiones tienen repercusión en la «dificultad» del juego. Nos explicamos: si elegimos una línea de diálogo errónea, el personaje puede decidir que la conversación se ha acabado y no facilitarnos información importante sobre dónde dirigirnos o a quién buscar. Por otro lado, el «Palacio de la mente» es una función que reúne algunos de los hechos más llamativos de nuestras investigaciones, donde podemos enlazar esas pistas para obtener otras nuevas. Esta mecánica funciona de una forma muy similar a la «Lógica» de Miles Edgeworth: Ace Attorney Investigations.

 

Sin embargo, no todo es investigar, también tenemos que enfrentarnos a grotescas criaturas, pero cuidado, las balas brillan por su ausencia y, de hecho, se utilizan como moneda en esta ciudad, por lo que debemos pensar sabiamente si merece la pena buscar pelea. Aunque hay dos factores que tenemos que tener en cuenta: Tenemos un ataque cuerpo a cuerpo bastante útil pero poco potente y podemos buscar materiales en los escenarios para crear nuestra munición y botiquines. Por si fuera poco, también contamos con un sistema de mejoras al estilo RPG, donde podemos potenciar nuestra salud o capacidad del inventario, así como el daño y la cantidad de munición de nuestras armas. interesante.

 

 

¿Otro milagro en Nintendo Switch?

El apartado técnico de The Sinking City es uno de los aspectos más llamativos del juego. Gráficamente es un juego bastante exigente y sorprendentemente no se trata de un desarollo Triple A de una compañía de peso en la industria, por lo que sorprende aún más ver un título de estas características adaptado a la consola híbrida de Nintendo. Como es normal en estos casos, se han tenido que hacer ciertos sacrificios para poder sacar lo mejor de Nintendo Switch en gráficos, pero aún así, vemos ciertas carencias importantes. Hay un continuo «popping» que hace que las texturas se carguen de una forma muy poco disimulada según exploramos el mapa (un mundo abierto de dimensiones bastante grandes), lo cual desemboca en caídas de frames muy llamativas según nos desplazamos (sobre todo al correr y al montar en el bote). Los tiempos de carga son excesivos en ciertos momentos y rompen bastante el ritmo de juego. Por otro lado, no tenemos queja alguna del apartado sonoro, las melodías cumplen su función y el doblaje al inglés es bastante bueno. Aunque hemos encontrado algún que otro fallo de traducción.

 

 

The Sinking City – Una aventura paranormal

Pese a lo dicho anteriormente, estamos ante un juego que funciona bastante bien en Nintendo Switch, cuyas carencias gráficas quedan mejor disimuladas en Modo Portátil y que nos traslada a una experiencia que pone los pelos de punta, muy bien hilada y contada. En resumen: The Sinking City es un Survival Horror con elementos de RPG y de novela visual que hacen del título un cóctel jugable de lo más profundo a la hora de jugar, pero que puede llegar a confundir al jugador. Es más o menos como si L.A. Noire y Silent Hill tuvieran un hijo. Por otro lado, la duración de la historia principal, sin entretenerse en los casos secundarios nos lleva en torno a 10 horas, mientras que hacer todas las misiones secundarias dobla esta cifra. El juego destaca dentro del género por su trama que bebe de un universo muy rico y los elementos jugables ajenos a un survival puro y duro, aunque echamos en falta algún que otro enfrentamiento obligatorio o algún puzle complicado de esos de la vieja escuela, ya que podemos pasarnos el juego matando a poquísimas bestias y no hay ningún puzle que nos haya dado quebraderos de cabeza.

Hemos analizado The Sinking City gracias a un código digital cedido por Frogwares. Versión analizada: 1.0

 

Un survival algo diferente
Últimamente abundan los juegos de terror donde básicamente tenemos que huir de los enemigos y escondernos de ellos. Antiguamente abundaban los survival donde había numerosos enemigos y armas a nuestra disposición para ocuparnos de ellos a duras penas. The Sinking City está en un punto intermedio, pero añade profundidad a los diálogos y a la exploración, consiguiendo un juego muy sólido pero que en Nintendo Switch no termina de rendir como debería.
PROS
Historia original y bien trabajada
Variedad de opciones para enfrentarnos a los enemigos
Elementos ajenos a un Survival Horror muy bien integrados
CONTRAS
Tiempos de carga excesivos
La jugabilidad confunde al principio
"Popping" constante
70
Más artículos
Mario Kart Tour News vol. 1: ¡Pauline se une a la carrera!