Bladed Fury

Análisis Bladed Fury – Nintendo Switch. Un hermoso cuento chino

Bladed Fury
Fecha de lanzamiento
25 marzo, 2021
Número de jugadores
1
Idiomas
Inglés, chino, japonés, etc.
Tamaño de la descarga
755,00 MB
Nuestra puntuación
64

La mitología, y todo lo que ello conlleva, es parte misma de nuestra tradición y cultura. Historias que utilizan la fantasía para, a groso modo, explicar el comportamiento humano con sus virtudes, pero también con sus defectos. Cuentos y leyendas plagadas de héroes dispuestos a enfrentarse a poderes insondables. Todo un ejemplo, que, como no podía ser de otra forma, también ha hecho acto de presencia en infinidad de ocasiones dentro de un mundo, reflejo del nuestro, como es el de los videojuegos. Mitología ambientada en la Antigua China, mamporros por doquier, toques RPG y un preciosista apartado artístico. ¿Qué podría salir mal?, ¿verdad? Eso debieron pensar la desarrolladora NExT Studios (creadora del notable Biped) cuando decidieron lanzar Bladed Fury en PC a finales de 2018. Por suerte, aunque hayamos tenido que esperar más de dos años, el port para Nintendo Switch ya se encuentra entre nosotros. ¿Queréis conocer el resultado?, ¡no os perdáis nuestro análisis para descubrirlo!

 

 

El arte de la antigua… guerra… ¡China!

El argumento nos sitúa en la Antigua China. Una tierra/época plagada de conflictos y, desgraciadamente, con la guerra como absoluto protagonista. Y, como no podía ser de otra forma, en medio de dicho conflicto se encuentra nuestra heroína, la princesa Ji. Nuestra cruzada no es otra que lograr avanzar, a lo largo y ancho de unas tierras tan hermosas como místicas y mágicas, en busca de respuesta, y de paso venganza, tras el asesinato de nuestro querido y respetado padre.

 

Bajo esta pintoresca premisa, con un toque de historia china y varias pinceladas de fantasía y surrealismo, se nos presenta un hack and slash en 2D con toques RPG de los de toda la vida. El toque de progresión llega en esta ocasión de la mano de dos elementos bien diferenciados, los orbes y el sistema de progresión del personaje. En relación al primer asunto, conforme progresamos podemos canjear los orbes amarillos, que recolectamos al derrotar enemigos, por diferentes habilidades de combate. Por otro lado, los orbes de color verde nos proporcionan vitalidad. Y poco más que añadir en este apartado, más allá de algunas mejoras, escondidas estratégicamente, con las que aumentar nuestra barra de vida.

 

Bladed Fury

En relación al sistema de mejoras, tampoco tenemos demasiado sobre lo que escribir. Es cierto que aporta dinamismo al conjunto, aunque resulta bastante escueto, antojándose algo insuficiente. Tampoco esperéis un sistema de combos complejo. Eso sí, y no todo iban a ser peros, a pesar de la escasa profundidad jugable de Blade Fury los combates, sobre todo contra los jefes finales (de los que heredamos sus habilidades), resultan bastante vistosos y satisfactorios. Contamos con un ataque suave (rápido), una más fuerte (lento), bloqueo y habilidades para esquivar. Opciones, estas dos últimas, que nos obligan a primar, en muchas ocasiones, una correcta sincronización para lograr salir airosos. Además, el doble salto nos permite avanzar de plataforma en plataforma llegando a sortear incluso algún que otro puzle basado en, por ejemplo, accionar distintos elementos de nuestro entorno. No se trata, en ningún momento, de verdaderos desafíos. No obstante, si que aportan cierta frescura a la propuesta general. Otro dato a tener en cuenta son los errores de bulto en la IA enemiga. Errores que han llevado a nuestros rivales, en más de una ocasión, a quedarse inmóviles a merced de nuestros devastadores ataques.

 

En relación a su dificultad, contamos con tres modos diferentes. En nuestro caso, la primera vuelta nos llevó a escoger el modo normal y, sorpresivamente, la aventura se convirtió en un paseo con pocos sobresaltos. Efectivamente, recomendamos encarecidamente, al menos si queréis que la caminata se torne desafío, optar por el nivel de dificultad más elevado. Y hablando de paseos, Bladed Fury es un título extremadamente corto, pudiendo completarse en unas 3 horas. Es cierto que contamos con un modo arena en el que podemos enfrentarnos a distintos jefes y que su sistema de puntuación aporta ciertas pinceladas competitivas. No obstante, el contenido ofrecido se antoja escaso. El surtido de enemigos a nuestra disposición, y su diseño (del que hablaremos más adelante), se puede considerar bastante completo y acertado. Al menos en proporción al tamaño del título. En lo relativo a su desempeño, Bladed Fury no es un título que se caracterice, y esto, como veremos más adelante, no es algo ni mucho menos negativo, por sus exigencias técnicas. No obstante, su rendimiento en Nintendo Switch se resiente bastante (sobre todo en formato portátil). Contando con algunas rascadas que, sin destruir la experiencia de juego, resultan bastante molestas. Los tiempos de carga no son demasiado extensos. Al menos si los comparamos con los continuos parones narrativos dedicados a prodigar los instantes eminentemente conversacionales.

 

Bladed Fury

 

Un verdadero tapiz chino

Llegados a este punto, hacemos parada en uno de los apartados donde, sin lugar a dudas, más logra destacar Bladed Fury, su apartado artístico. El tapiz es una antigua forma de arte textil que se ha practicado en todo el mundo durante miles de años. Y la Antigua China no iba a ser una excepción con obras, a medio camino entre la abstracción y la tradición más arraigada, de una belleza difícilmente explicable con palabras. Y es, precisamente, en esos tapices en los que se inspira el título que aquí nos ocupa a la hora de presentarnos su particular propuesta. Es más, su historia, plagada de traiciones y conflictos entre dinastías, bien podría haber salido de cualquiera de dichos tapices. Aquí, más allá de unos hermosos escenarios, algún que otro dibujo introductorio y un completo, colorido y resultón surtido de efectos, cabe mencionar la cuidada elaboración de sus personajes. Destacando, junto a nuestra valiente protagonista, el diseño de los espectaculares jefes finales.

 

En relación al aspecto sonoro, sus distintas melodías acompañan perfectamente durante toda la aventura. Es cierto que su carácter resulta, en muchas ocasiones, meramente ambiental. No obstante, quien conozca la música tradicional China sabrá que es totalmente distinta a la occidental. Tanto en tono como compás o ritmo. Por no hablar de su carácter eminentemente sagrado. Y ello, por suerte, queda perfectamente reflejado en aquestos lares. El título no ha sido traducido al castellano, ni textos ni voces, contando con el inglés como el lenguaje más cercano a nuestras limitadas posibilidades lingüísticas. Esto, si tenemos en cuenta la cantidad de líneas conversacionales, puede hacer que corramos el peligro de caer en la monotonía. Perdiéndonos, ya de paso, una historia que, sin tener nada del otro mundo, ayuda a comprender el sino de época histórica que aquí nos ocupa y por ende de nuestra protagonista. Para dar por concluido este apartado, podemos decir, sin miedo a equivocarnos, que el aspecto artístico (tanto visual como sonoro) logra reflejar con gran acierto la cultura china con una interpretación mágica y única.

 

Bladed Fury

 

Bladed Fury – ha pasado una estrella… fugaz

Blade Fury es un hack and slash en 2D con toques RPG de los de toda la vida. Un título sin mayor pretensión que la de hacernos pasar un rato entretenido con su satisfactorias mecánicas jugables y con un notable apartado artístico que, tanto en lo visual como en lo sonoro, nos transporta a una fascinante época plagada de guerras, conflictos y traiciones entre dinastías, la Antigua China. En el reverso de la moneda su escasa duración, una profundidad casi nula y un rendimiento que por momentos se resiente. Una receta que aúna excelentes ingredientes, pero que, finalmente, no termina de saber tan bien como se esperaba. Un juego que, en definitiva, gustará a los amantes del género, pero que, sin lograr sobresalir en ningún aspecto (más allá del artístico) aspiraba a mucho más.

 

Bladed Fury

Hemos analizado Bladed Fury gracias a un código digital cedido por Next Studios. Versión analizada 1.0.0.

 

 

Bladed Fury
Tan hermoso como fugaz
Bladed Fury es un colorido y preciosista título de acción en 2D basado, con permiso de la literatura fantástica, en la historia, la mitología y, en definitiva, el folclore de la Antigua China. Un hermoso y fugaz tapiz chino que, por desgracia, no logra sobresalir en casi ninguno de los palos que toca.
PROS
Su apartado artístico, inspirado en la Antigua China, es una delicia
Los jefes finales resultan espectaculares
Unas mecánicas jugables tan fluidas como satisfactorias...
CONTRAS
... aunque carecen, como ocurre con su toque RPG, de profundidad alguna
Resulta extremadamente corto
Su rendimiento se resiente
64