Crear cuenta

Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

La guerra es tan antigua como el propio ser humano. Cruel e ilógica, siempre logra abrirse camino entre la efímera paz. Y de guerra va la cosa, pues hoy toca analizar Valkyria Chronicles 4, la última entrega de la venerada saga de RPG táctico con pinceladas de shooter de SEGA. Llega el 25 de septiembre a nuestra híbrida favorita (y la única del mercado a día de hoy), Nintendo Switch, a la par que a PlayStation 4, Xbox One y PC. No te voy a mentir: los shooters inspirados en los conflictos bélicos del siglo pasado me ponen enfermo. Por otro lado, me encantan los juegos de rol, y más aún los que basan su jugabilidad en la estrategia. Valkyria Chronicles 4 tiene un poco de cada uno de estos dos géneros, tan diferentes a simple vista. ¿Qué resultado da esta mezcla tan curiosa? ¿Ha logrado cautivarme con su lado táctico, o su componente shooter jugará en su contra? Vamos a verlo en este análisis.

 

Pero antes de comenzar vamos a poner un poco de contexto. Porque estamos hablando de una franquicia con nada más y nada menos que 10 añazos a sus espaldas, empezando con el lanzamiento del primer Valkyria Chronicles en 2008. Desde ese entonces se han publicado otras dos entregas más (y algún spin-off), consiguiendo que la saga alcance gran fama y respeto entre todo tipo de jugadores, sobre todo en Japón. Sin embargo, el tercer capítulo no salió de tierras niponas debido a las insuficientes ventas que logró su predecesor en Occidente. Esta triste historia parece tener un final feliz hoy en día cuando estamos esperando a ver este Valkyria Chronicles 4 en tiendas, ¡y además en perfecto español! Las valkyrias están de vuelta, siendo esta la primera vez que se pasan por una consola de Nintendo. Aunque llegan por partida doble, porque el Valkyria Chronicles original también llegará a Nintendo Switch.

 

Valkyria Chronicles 4 E3 Trailer

 

Combatiendo en la Segunda Guerra de Europia

Esta aventura se sitúa en pleno conflicto entre la Federación Atlántica y el Imperio Oriental, localizados ambos en el continente ficticio Europia. La superioridad tecnológica y militar del Imperio amenaza el futuro de la Federación, pero esta inicia un desesperado plan para tomar la capital imperial: la Operación Cruz del Norte. Aquí es donde entra nuestro joven protagonista, Claude Wallace, que al mando del Escuadrón E y junto a sus inseparables amigos de la infancia debe enfrentarse contra el Imperio. Créeme si te digo que se trata de una historia épica, dramática y divertida a partes iguales, ¡porque tiene de todo! Probablemente vas a encontrar escenas que te hagan llorar o que te llenen de emoción y energía, y te lo digo por experiencia.

 

A lo largo de Valkyria Chronicles 4 nos toca enfrentarnos a misiones muy diversas que no dejan espacio al aburrimiento, y cuando no estemos combatiendo la trama avanza en forma de conversaciones. Todo queda muy bien ordenado en el diario de Claude, que nos sirve como menú a la hora de navegar entre los distintos capítulos del juego. Me parece sublime la forma en la que está presentado este diario, pues facilita rejugar una misión o volver a escuchar cualquier conversación en cualquier momento, desechando así la linealidad ‘sin retorno’ de otros títulos de su género. Y no nos olvidemos de las cinemáticas, que se dejan ver en ocasiones especiales y son toda una gozada. Sin embargo, cambiar de menú resulta lento en ocasiones. No es nada preocupante, pero da la sensación de que algunas veces todo debería ir un poquito más rápido.

 

 

El ya clásico Motor Gráfico CANVAS no se pierda esta entrega, siendo uno de los pilares fundamentales de la saga. El apartado visual de Valkyria Chronicles 4 es una maravilla; parece sacado de una obra hecha con acuarelas, y en todo momento parece que estés viendo la pintura de un lienzo en movimiento. Y si, esto se aplica a absolutamente todo el juego, desde el menú de inicio hasta los combates y cinemáticas. Todos los mapas que visitamos en las misiones, los efectos del clima y el aspecto del entorno son dignos de estar en un museo. Además, el aspecto tan manganime de sus personajes combina de una manera espectacular con el estilo. Esta estética tan artística le da mucha personalidad, y su acabado es muy sobresaliente. Pero su banda sonora no se queda para nada atrás, pues Hitoshi Sakimoto ha vuelto a hacer maravillas dando su toque magistral a los temas del juego, con un respetable número de obras de orquesta. La epicidad y el drama entran, como digo, tanto por el ojo como por el oído.

 

En este título contamos con un cuarteto protagonista y una cantidad muy aceptable de personajes secundarios. La trama gira en torno a Claude, el joven lider del Escuadrón E. Junto a él siempre está Raz, un muchacho alocado y mujeriego, al que suele pararle los pies la impasible Kai. A estos tres amigos de la infancia hay que añadir a su antigua compañera Riley, una experta ingeniera que parece tener algún mal roce con Claude. Conforme avanzas en el juego conoces poco a poco a los protagonistas en profundidad, quiénes son y cómo han llegado a donde están. Todos los personajes tienen su propia historia, gustos y amistades. Y cuando digo ‘todos’ no me refiero sólo a los protagonistas, porque no se salva ni el resto del Escuadrón E, ¡ni los enemigos! Durante la aventura se le coge mucho cariño tanto al elenco principal como al resto, y ves cómo evoluciona su relación con los demás y con ellos mismos. Cuando comencé a jugar tuve el error de pensar que los soldados que podemos controlar y que no tienen un impacto en la historia iban a ser genéricos, pero no pude estar más equivocado. Porque en una obra de este tipo es normal (y necesario) que el grupo protagonista sea carismático y memorable, pero no me esperaba para nada que el resto fuese a tener tal profundidad. Aun así, el número de aliados que forman el Escuadrón E es absurdo si lo comparamos con los que podemos usar en las misiones, y es toda una pena no poder llevarlos a todos a combatir.

 

 

El arte de la guerra

Como es costumbre en esta saga, Valkyria Chronicles 4 incorpora el sistema ‘BLiTZ’ (Battle of Live Tactical Zones), responsable de la extraña mezcla de shooter con RPG táctico. Durante las misiones tenemos una vista aérea del mapa, y de forma muy literal, porque lo que vemos es un mapa de la zona en cuestión con nuestras unidades y las del rival representadas en forma de puntos. La batalla se divide en turnos como cualquier RPG de estrategia, pero a la hora de mover a uno de nuestros soldados pasamos a una vista en tercera persona de dicho personaje. Ahí es donde entra esa parte de shooter que vengo mencionando desde el principio, donde podemos mover al los personajes a voluntad hasta donde lleguen sus puntos de acción y pudiendo realizar distintos movimientos como curarlos, disparar al enemigo o lanzar una granada. Cada vez que usamos a una unidad se gasta un punto de orden, y cuando se gasten todos le llega el turno al enemigo. Estos puntos también se pueden emplear para activar ordenes especiales que nos dan ciertas ventajas durante la batalla. Simple, ¿no?

 

Para alzarte con la victoria ante el Imperio no sólo debes ser un buen soldado, también debes ser el mejor estratega. Conocer bien el objetivo de cada misión es esencial, y la capacidad de adaptarte ante cualquier problema inesperado es lo que determina tu victoria o tu derrota. Un fallo tonto puede desembocar en que necesites reiniciar la misión, ya que nuestras unidades pueden morir permanentemente. No es algo nuevo, y los aficionados al género de la estrategia estarán familiarizados con esta mecánica a través de otras series como Fire Emblem, pero aqui existe una diferencia fundamental: podemos evacuar a un soldado caído en combate antes de que sea demasiado tarde, pudiendo usarlo de nuevo en otra ocasión. No hace falta que diga que es un añadido muy interesante, permitiendo así el enmendar cualquier error. Punto para Valkyria Chronicles 4.

 

 

El Escuadrón E está lleno de guerreros competentes que lo dan todo por poner fin a la Segunda Guerra de Europia. Se dividen en clases, como en cualquier juego de rol, y todas tienen un papel muy definido en combate. Por ejemplo, los exploradores son nuestros soldados con más movilidad y resultan ideales para descubrir tropas enemigas escondidas, pero el daño que realizan es escaso. Esto lo suplen los soldados de asalto, que gracias a su fusil pueden causar una gran cantidad de daño a un objetivo. Los francotiradores gozan de mucha precisión en el momento de disparar, y una bala en la cabeza de un rival suele ser letal. Los tanques resisten sin problemas a todas las clases anteriores debido a su blindaje, aunque tienen un gran punto débil en la parte trasera que puede ser aprovechado por los lanceros, cuyo trabajo consiste en usar lanzacohetes especialmente eficaces contra vehículos. Los ingenieros son una clase de apoyo que pueden sanar aliados, reparar tanques, construir escaleras… Pero la joya de la corona son los granaderos, que debutan en esta entrega y se especializan en lanzar explosivos en arco para alcanzar lugares que se escapan del alcance de otras unidades. No te van a faltar recursos a la hora de la batalla.

 

Y hablando de recursos, en el cuartel general puedes encontrar todo lo que necesitas. En Valkyria Chronicles 4 tenemos a nuestra disposición un departamento de I+D para desarrollar y mejorar las armas y el equipamiento del escuadrón usando los puntos de investigación que obtenemos de las misiones. Pero nuestro pelotón también debe estar a la altura, y para eso podemos repartir la experiencia recibida en batalla entre las distintas clases disponibles, para lograr así unos camaradas invencibles. Todos nuestros soldados cuentan además con los denominados ‘potenciales’, que se activan bajo condiciones específicas y aumentan algunas de sus estadísticas en combate, ¡o las disminuyen! Nadie se escapa de los problemas personales ni en mitad de la guerra, y no se puede evitar que un soldado recuerde a su familia o se sienta incómodo con la presencia de otro compañero. Está en tu mano conocer a todo el Escuadrón E y aprovechar sus puntos fuertes para derrotar al Imperio.

 

Si tengo que destacar algo negativo de este excelente Valkyria Chronicles 4 es relativo a su apartado técnico. En la híbrida de Nintendo sufre bajadas de frames en ciertos momentos, aunque se pueden contar con los dedos de una mano. No tiene nada que envidiar a sus versiones hermanas en otras plataformas más potentes y la portabilidad de esta edición se agradece en gran medida, pero no significa que esas ralentizaciones no existan. Insisto en que no influyen para nada en la experiencia de juego, pero están ahí, junto a la navegación de menús ‘densa’ en ocasiones que ya he comentado más arriba.

 

 

 

Valkyria Chronicles 4 – Una aventura para enmarcar

Valkyria Chronicles 4 llega a Nintendo Switch con toda su artillería pesada, y viene dispuesto a dar mucha guerra. Estamos ante uno de esos bombazos que dejan su huella en todo jugador que tenga el placer de disfrutarlo. La curiosa mezcla resultante de dos géneros tan dispares como el shooter y el RPG táctico se siente natural y agradable; no creo que ni los jugadores más novatos ni los más experimentados tengan ningún problema para adaptarse a la fórmula. Su historia me ha cautivado, sus personajes me han cautivado, su apartado artístico me ha cautivado… Y estoy seguro de que si te gusta la estrategia, la acción bélica o simplemente quieres disfrutar de un buen juego, Valkyria Chronicles 4 te va a cautivar tanto como a mí.

 

Este análisis ha sido realizado gracias a una copia digital de Valkyria Chronicles 4 para Nintendo Switch cedida por Koch Media.

Análisis - Valkyria Chronicles 4 (Nintendo Switch). Las valkyrias regresan para dar mucha guerra
Valkyria Chronicles 4 trae a la híbrida de Nintendo todo lo que hizo grande a su saga. El apartado gráfico tan pintoresco y particular se ve genial en Nintendo Switch. Su combinación de RPG táctico y shooter en tercera persona no deja indiferente a nadie, y su historia y personajes te van a llegar al corazón.
PROS
  • Su apartado gráfico acuarelado es maravilloso
  • Mezcla perfectamente lo mejor de los shooters y los RPG tácticos
  • Personajes carismáticos e historia memorable
CONTRAS
  • Sufre leves ralentizaciones en momentos muy puntuales
  • Innumerables soldados aliados, pero sólo puedes llevar a la batalla a unos pocos
  • El perrete Ragnarok aparece muy poco
95%Nota Final
Puntuación de los lectores: (2 Votes)
99%

Hacer Comentario