Unpacking

Análisis Unpacking – Nintendo Switch. Esta mudanza podría ser la tuya

Unpacking
Fecha de lanzamiento
2 noviembre, 2021
Número de jugadores
1
Idiomas
Español, inglés, francés, etc.
Tamaño de la descarga
1002 MB
Nuestra puntuación
76

Muy pocas son las personas, al menos en la actualidad, que permanecen viviendo en el mismo lugar a lo largo de toda su vida. Ya sea por estudios o por trabajo, prácticamente todo el mundo tiene una mudanza en alguna ocasión a día de hoy. Por lo tanto, todos sabemos lo complicado que resulta en ocasiones organizar todas nuestras pertenencias para meterlas en cajas y transportarlas al lugar que se convertirá en nuestro nuevo hogar, para luego volver a sacarlas y reorganizarlo todo en un lugar que, con casi total seguridad, es muy distinto a nuestra anterior vivienda. Y eso si es que no nos dejamos algo olvidado por el camino, cosa que seguro que también nos ha pasado a muchos. En definitiva, una mudanza es una experiencia que no siempre resulta agradable, más bien al contrario. Al menos, hasta la llegada de Unpacking.

 

El pequeño estudio independiente australiano Witch Beam, con el apoyo de Humble Games como compañía distribuidora, ha mandado a nuestras manos un camión lleno de cajas con pertenencias personales. Unpacking es una experiencia que busca ser todo lo contrario de lo que suele ser una mudanza: acogedora y relajante. Y lo hace centrándose en el proceso de desempaquetar nuestras pertenencias y colocarlas en el lugar que les corresponde, un «puzle zen» que mezcla Tetris y decoración hogareña, pero contando una historia por el camino. Ya estamos desprecintando las cajas, ¿nos acompañáis mientras lo sacamos todo?

 

 

No es hogar hasta que lo hacemos nuestro

El concepto principal de Unpacking gira en torno a una mecánica jugable de lo más sencilla: abrir las cajas, ir sacando los objetos de uno en uno e ir colocándolos. Dicho de otro modo, nuestro objetivo es decorar las habitaciones de nuestra nueva casa. A lo largo de la partida experimentamos varias mudanzas de distinto tipo, empezando por una mudanza pequeña y añadiendo más y más equipaje conforme avanzamos a lo largo del título. A través del contenido de esas cajas construimos un nuevo hogar. Pero no vale colocarlos en cualquier lugar: si colocamos un objeto en un lugar que no le corresponde, no podemos superar el nivel. Los hay muy flexibles, pero otros necesitan un lugar muy concreto. Y es aquí donde reside el reto, porque a veces no es tan sencillo de descubrir.

 

Aunque el concepto en sí es simple, se va complicando conforme avanzamos. Comenzamos una mudanza con muy pocos objetos y un solo dormitorio, pero conforme avanzamos, van apareciendo más enseres y más habitaciones: cocina, baño, sala de estar, etc.. También aparecen diferentes condicionantes: pasamos de habitaciones vacías a otras que ya tienen objetos dispuestos y cuya posición no podemos modificar. Más adelante, incluso podemos mover también los objetos previamente dispuestos. En resumen, cada uno de los niveles es distinto al anterior y presenta nuevos desafíos, haciendo que una mecánica simple de base se vuelva estimulante y dinámica desde el primer hasta el último minuto.

 

Unpacking

 

Unpacking no es sólo desempaquetar

Aparte de colocar y recolocar objetos, encontramos otros pequeños añadidos que añaden un toque más especial a nuestro recorrido por Unpacking. Lo más significativo es el Modo Foto, que nos permite inmortalizar nuestras decoraciones incluyendo filtros y marcos de distinto tipo, así como pegatinas. En cuanto a las pegatinas, al principio tenemos pocas, pero desbloqueamos más a medida que avanzamos, e incluso hay «pegatinas secretas» que se descubren únicamente si cumplimos cierto requisito, como por ejemplo colocar un objeto concreto en un lugar específico. Si queremos desbloquear todas las pegatinas para decorar nuestras fotografías, tenemos para rato.

 

Además de esto, el título está lleno de referencias culturales. De entre los muchos objetos que podemos transportar en nuestras mudanzas (plantas, libros, ropa, utensilios de baño y cocina…) se encuentran los videojuegos. Y hay ataques directos a la nostalgia de los usuarios habituales de Nintendo, ya que nos encontramos con GameCube, Nintendo DS y Wii, y con carátulas de títulos míticos que os animamos a descubrir por vosotros mismos. También las hay cinematográficas. Obviamente, no se muestran de forma explícita, pero las formas pixeladas son suficientemente reconocibles. Los que disfrutaran de aquella época, como yo, encontrarán más de una sorpresa que les hará sonreír, sin duda.

 

Unpacking

 

El álbum de fotos

Sin embargo, el verdadero punto fuerte de Unpacking subyace bajo su simpática y agradable jugabilidad. Cada nivel, cada proceso de desempaquetado, esconde una pequeña y humilde historia con la que es muy sencillo empatizar. Tras finalizar cada nivel, se añade a nuestro álbum una foto que incluye un breve pie de foto narrando las circunstancias. Cada habitación de cada nivel tiene su propia frase, y a través de todas esas frases construimos la historia de una vida. Conocemos muy poco de nuestra protagonista, pero nos hacemos una idea aproximada de su vida a través de los objetos que posee, los que se va dejando atrás y los que va incorporando a su inventario. Y esos pies de foto nos hacen completar el puzle. Porque al final, Unpacking no es ni más ni menos que el puzle de una vida. Y esto es lo que hace que conectemos de verdad con el título: la historia que cuenta podría ser la historia de cualquiera de nosotros.

 

Esta historia, en función de si nos lo tomamos con más calma o vamos más acelerados, tiene una duración de unas 3-4 horas, que pueden extenderse más si nos proponemos el reto de conseguir todas las pegatinas. Quizá éste sea el aspecto que más pueda echar para atrás a algunos jugadores, especialmente en relación con el precio del título (19,99€). Sin embargo, hay que decir que la experiencia en sí merece la pena, y que la libertad de decoración da para revisitar el título y plantear alternativas, incluso con las limitaciones que impone.

 

 

La mudanza más accesible

Aunque la estética pixelada del juego es muy pulcra y agradable y la banda sonora crea una ambientación ideal para relajarnos mientras jugamos, el aspecto técnico en el que más merece la pena detenerse es la atención que han puesto los desarrolladores de Unpacking a la accesibilidad y a la versatilidad de las opciones de juego. Para empezar, aprovecha el potencial de Nintendo Switch a través de la pantalla táctil. Si jugamos en modo sobremesa, controlamos el cursor con los Joy-Con o el mando Pro, pero en portátil podemos escoger entre control por botones y control táctil. Un aspecto que es muy de agradecer en un título de este tipo, en el que la facilidad de control es un punto fuerte.

 

A esto se añaden otro tipo de opciones, como el tamaño de iconos o la forma de cambiar de habitación, o incluso cambiar el color en el que se resalta el objeto que hemos colocado mal. Pero también está el hecho de que, si jugamos en modo portátil, los tamaños de letra del pie de foto al terminar el nivel se ven más grandes que en el modo sobremesa. En definitiva, se ha cuidado muy bien el aspecto visual y de control pensando en facilitar el acceso a todos los posibles perfiles de jugador. No podía ser de otro modo en una historia que podría ser la de cualquiera de nosotros.

 

Eso sí hay que añadir una pega, y es que no está exento de bugs. Nos hemos encontrado uno y es desconcertante enfrentarse a él al principio. En ocasiones, si tenemos un objeto en la mano y cambiamos de habitación mientras está sobre objetos entre los que puede colocarse, éstos desaparecen. Pasa especialmente con objetos apilables en horizontal, como libros o películas. Se resuelve volviendo a coger el objeto y volviendo a pasar por delante de ellos, así aparecerán de nuevo. Seguramente es algo que arreglen en futuras actualizaciones, pero pilla por sorpresa y es mejor mencionarlo para que sepáis cómo arreglarlo si os sucede.

 

Unpacking – Cajas llenas de experiencias

Nunca una mudanza resultó tan estimulante y agradable. Unpacking combina una jugabilidad sencilla y muy accesible, un apartado artístico elaborado con mimo y repleto de referencias y una banda sonora relajante y suave para ofrecer una experiencia con la que prácticamente todo el mundo puede sentirse identificado de uno u otro modo. Aunque su duración es escasa en comparación con su precio, es un título ideal para pasar un rato relajado y estimular nuestra gestión del espacio. Esta mudanza bien podría ser nuestra.

 

UnpackingHemos analizado Unpacking gracias a un código digital cedido por Humble Games. Versión analizada: 1.1

 

Unpacking
Así es sencillo mudarse
La unión entre decoración hogareña y encaje de piezas se entrelaza a su vez con una historia de fondo muy familiar para todos y una ambientación que facilita relajarse mientras jugamos. Unpacking es accesible para todo el mundo y sólo su escasa duración y algún bug ocasional enturbian la experiencia.
PROS
Jugabilidad simple, accesible bien cuidada, pensando en todos los jugadores
Estética muy cuidada y llena de referencias
Es muy fácil empatizar con la historia, sencilla y familiar
CONTRAS
Duración escasa, especialmente en comparación con el precio
Algún bug ocasional enturbia la experiencia de juego
76
Mostrar Comentarios (0)